CNEWA Español

Conexiones con Mons. Peter: Cobijar al Príncipe de la Paz

Aunque la Plaza del Pesebre está vacía, sin un árbol de Navidad, y las festividades cívicas han sido silenciadas en Belén en esta temporada navideña, Mons. Peter I. Vaccari viajó a la Iglesia de la Natividad para transmitir “Conexiones con Mons. Peter” desde la gruta donde se cree que nació Cristo.

El último capítulo del programa de este año, que se emitió el 21 de diciembre, dio la bienvenida a Joseph Hazboun, director regional de la oficina de Jerusalén de CNEWA-Misión Pontificia, y al padre Rami Asakrya, O.F.M., párroco de la iglesia católica de Santa Catalina de Alejandría en Belén.

“Esta es la fiesta que estamos a punto de celebrar: la fiesta de la Navidad”, dijo Mons. Vaccari. Y por eso, los traemos aquí. Los traemos aquí, al lugar donde nació el Príncipe de Paz”.

“Pero hagamos una pausa. Pensemos en la condición de nuestro mundo. La paz en el mundo. La paz en esta región, que ha sido tan perturbada por la violencia”, continuó.

Durante su estadía en Tierra Santa, Mons. Vaccari visitó el Collège de Frères en Jerusalén, una escuela para 600 estudiantes dirigida por los Hermanos de La Salle y apoyada en parte por CNEWA. Allí, una clase de niños de kindergarten cantó una conmovedora canción, en la que piden “recuperar su infancia”.

Antes de grabar “Conexiones”, disponoble solo en inglés, Mons. Vaccari y el Sr. Hazboun visitaron el Hospital de la Sagrada Familia en Belén. El hospital cubre la mayoría de los costos de atención de salud materna para los pacientes que no pueden pagar el servicio, y dependen de las donaciones de organizaciones como CNEWA-Misión Pontificia, dijo el Hazboun.

CNEWA también apoya clases de catecismo para niños y jóvenes, ministerio pastoral y programas de liderazgo en Tierra Santa. Dado que “miles de personas están ahora sin ingresos” en Belén debido a la guerra y su efecto en la industria del turismo, el apoyo de CNEWA a estos programas es aún más importante, dijo Hazboun.

Mons. Vaccari pidió a los oyentes que consideraran su papel en el misterio de la Encarnación en medio de las luchas por la paz y la justicia en Tierra Santa y en todo el mundo.

“Nuestro papel es estar unidos a ese misterio y convertirnos en agentes de Esperanza”, dijo.

“Les agradecemos por acompañarnos en esta ocasión, en la que venimos a honrar el lugar donde nació el Príncipe de la Paz, el único que va a restaurar la paz en los corazones rotos, en los países rotos y en las familias rotas”.

Sobre el autor: Olivia Poust

Olivia Poust es asistente de comunicaciones de CNEWA.

Entradas Recientes

Conozca nuestro trabajo y manténgase informado del impacto que brinda su apoyo.

Nous constatons que votre préférence linguistique est le français.
Voudriez-vous être redirigé sur notre site de langue française?

Oui! Je veux y accéder.

Hemos notado que su idioma preferido es español. ¿Le gustaría ver la página de Bienestar para el Cercano Oriente Católico en español?

Vee página en español

share