CNEWA Español

CNEWA Patrocina Conferencia sobre Diálogo Ecuménico en Roma

Un grupo de académicos católicos orientates y ortodoxos, se reunieron los días 15 y 16 de noviembre en Roma en una conferencia internacional para debatir el papel de las iglesias católicas orientales en la promoción del diálogo ecuménico, y en particular con las iglesias ortodoxas. Entre los ponentes se encontraron teólogos de toda Europa, América del Norte y Líbano.

La conferencia, titulada “La Visión Ecuménica de los Católicos Orientales en Diálogo con los Ortodoxos”, fue organizada por el Instituto de Estudios Ecuménicos de la Universidad Católica de Lviv, en colaboración con el Pontificio Instituto Oriental, donde se celebró. El evento fue patrocinado por CNEWA y L’Oeuvre d’Orient.

El cardenal Kurt Koch, prefecto del Dicasterio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos, pronunció el discurso de apertura.

“Desde una perspectiva ecuménica, esta conferencia es un signo importante de esperanza y confianza en el mundo de hoy, estigmatizado por guerras terribles, y para la situación ecuménica, que se ve dolorosamente afectada por estas guerras”, dijo.

Citó el decreto conciliar, “Orientalium Ecclesiarum”, que establece que las iglesias católicas orientales “tienen el deber especial de promover la unidad de todos los cristianos, especialmente de los cristianos orientales”.

El reverendo Mark Morozowich, profesor asociado de liturgia en la Universidad Católica de América en Washington, D.C., habló sobre cómo las iglesias están vinculadas por su herencia litúrgica y por el deseo mutuo de renovar la vida litúrgica de la iglesia a través de su teología litúrgica compartida.

El Metropolitano Ortodoxo Griego Job de Pisidia señaló la encíclica del Papa Francisco “Fratelli tutti, sobre la fraternidad y la amistad social” y el documento “Por la vida del mundo: hacia un ethos social de la Iglesia Ortodoxa”, publicado por la Iglesia Ortodoxa hace tres años, como una demostración de la unanimidad en la enseñanza social de las dos iglesias, basada en el compromiso compartido con el principio de la dignidad humana, en la manera de tratar diversas cuestiones.

Varios oradores exploraron los enfoques del ecumenismo. El reverendo Iwan Dacko, miembro de la Comisión Internacional Conjunta para el Diálogo Teológico entre la Iglesia Católica y la Iglesia Ortodoxa, dijo que las iglesias católicas orientales hoy en día “no reconocen el llamado uniatismo como un método o un modelo de unidad entre Roma y las iglesias ortodoxas”.

El uniatismo se refiere a las iglesias cristianas orientales que han entrado en plena comunión con el obispo de Roma y han formado iglesias sui iuris dentro de la comunión católica de iglesias. Al mismo tiempo, el padre Dacko dijo que la existencia de las iglesias católicas orientales y su desarrollo como iglesias autónomas (sui iuris) en comunión con Roma “deben ser reconocidas y protegidas tanto por la parte católica como por la ortodoxa”.

Dimitrios Keramidas, profesor de la Universidad Pontificia de Santo Tomás de Aquino (Angelicum), presentó la perspectiva ortodoxa sobre este punto. Citó “Relaciones de la Iglesia Ortodoxa con el resto del mundo Cristiano”, un documento emitido por el Santo y Gran Consejo de las Iglesias Ortodoxas en 2016, que indica que el diálogo teológico entre las iglesias “siempre debe ir acompañado de un testimonio al mundo a través de actos que expresen comprensión y amor mutuos… evitando todo acto de proselitismo, uniatismo u otro acto provocador de competencia interconfessional”.

“Lo que el concilio rechaza”, explicó, “es el uniatismo como método y modelo de la unidad, y no la existencia de las Iglesias católicas orientales”.

Otros oradores presentaron ejemplos concretos de diálogo ecuménico a nivel local. El reverendo Roman Fihas, sacerdote greco-católico ucraniano y director del Instituto de Estudios Ecuménicos de Lviv, habló sobre los desafíos y las perspectivas del diálogo ecuménico en el contexto de la guerra.

La vida religiosa en Ucrania comenzó a florecer solo después del colapso de la Unión Soviética, dijo. Un rasgo específico del cristianismo ucraniano era “la ausencia de una comunidad cristiana monopolista, que pudiera dictar los términos a otras denominaciones”.

“Tal diversidad creó cierta tensión y competencia entre las denominaciones”, dijo. “Al mismo tiempo, creó la base para la dialogicidad y la apertura del cristianismo ucraniano”.

La guerra en curso de Rusia contra Ucrania ha hecho “imposible” el diálogo entre los dos países a diferentes niveles y ha creado un gran obstáculo para el diálogo con el Patriarcado de Moscú de la Iglesia Ortodoxa de Rusia, continuó.

“Sin embargo”, señaló, “el diálogo y la reducción de las brechas son posibles dentro de Ucrania, así como con centros y comunidades mundiales externas que están dispuestos a escuchar y comunicarse”.

Souraya Bechealany, ex secretaria general del Consejo de Iglesias de Oriente Medio, destacó la importancia del diálogo ecuménico a nivel regional. El consejo fue fundado en 1974 por las iglesias ortodoxas y ortodoxas orientales y las comunidades evangélicas. La Iglesia Católica se unió en 1990.

En Oriente Medio, las comunidades cristianas “estarán juntas o no estarán juntas”, dijo.

“No es una cuestión de discurso teológico, es una cuestión de vida o muerte para la misión en el Medio Oriente”.

Entradas Recientes

Conozca nuestro trabajo y manténgase informado del impacto que brinda su apoyo.

Nous constatons que votre préférence linguistique est le français.
Voudriez-vous être redirigé sur notre site de langue française?

Oui! Je veux y accéder.

Hemos notado que su idioma preferido es español. ¿Le gustaría ver la página de Bienestar para el Cercano Oriente Católico en español?

Vee página en español

share